Inicio        Símbolos Nacionales       Héroes y Próceres     InvesTIGO         Arte        Contactos
 

 

 

 

 

 

 

 

 
 

 

 
 
 
 



 

 

 

Fernando Soto Henríquez
Héroe Nacional y As de la Aviación de Honduras

Utilice las flechas para ver las fotos

Nació en 1939 en Tegucigalpa, Honduras. Empezó su educación elemental en la Escuela Federico Froebel y su educación secundaria en el Instituto San Francisco. Después de su graduación en 1955, Soto, o Sotillo como se le conoció cariñosamente, participó en un intercambio estudiantil en Los Ángeles, California.

Para 1957 había ingresado a la Fuerza Aérea Hondureña como Caballero Cadete de Vuelo y fue enviado a  recibir un curso básico de pilotaje a los EE.UU... A los dos meses regresó al país ya que los médicos de la Fuerza Aérea de los EE.UU. no lo aceptaron en el curso de vuelo por su escaso peso y se incorporó al curso regular de entrenamiento de la Escuela de Aviación Militar.

Se graduó de Piloto Aviador Militar y Sub-Teniente del Arma de Aviación en 1958 en la promoción “Clase 57A” habiendo realizado su curso de vuelo en el avión AT-6. Desde entonces acumuló mucha experiencia de vuelo en diferentes aeronaves militares y comerciales. Eventualmente se incorporó como piloto comercial en la desaparecida empresa de aviación “Servicio Aéreo de Honduras, S.A.-SAHSA”. En total acumuló más de 24,000 horas de vuelo.

Al estallar la Guerra de las 100 horas de 1969, se reincorpora a la F.A.H. para volar los aviones de combate CORSARIO. Tras participar en numerosas misiones de orden bélico, el 17 de julio de ese año, logra derribar tres aviones enemigos en combate aire-aire consagrándose como “Héroe Nacional y As de la Aviación Hondureña”. Esa peculiar hazaña lo coloca en un sitial especial ya que en un solo día y en el mismo avión, el F4U-5 CORSARIO FAH-609, derribó tres adversarios en el último combate de la historia mundial entre aviones  propulsados por motores de pistón y hélices.

Las operaciones aéreas desarrolladas por la F.A.H. en 1969 demostraron la alta capacidad de combate de los aviadores hondureños, los que en su conjunto alcanzaron la superioridad aérea en todo el Teatro de Guerra, y el episodio de Sotillo, resaltó aun mas esa capacidad y dejó solidó el prestigio ganado por la aviación hondureña desde su fundación.

Sotillo se hizo de fama mundial y fue escogido para participar en la “17th. Gatherings of Eagles”, o la 17a. Asambleas de las Águilas, evento organizado por la Fuerza Aérea de los EE.UU. en 1998 en donde se le rindió tributo junto a algunas de las mas famosas personalidades del aire y del espacio como fueron Chuck Yeager,  el Mayor Bader, y muchos otros personajes, que fueron nominados por sus cualidades, disciplina, coraje, y profesionalismo en la aviación.

En Honduras, el Congreso de la Republica lo nombró “Héroe Nacional” en septiembre del año 2003, al par de Lempira, Morazán, y Cabañas; oficializando ese titulo ostentado desde 1969, o sea 34 años después.

Sotillo falleció en Tegucigalpa rodeado de sus familiares el 26 de junio de 2006.

Fernando Soto As de la Aviación

 

Diseño del flash www.solutionclick.net

 

©2006 Zeyfer Sistemas de Información Cultural